Centro Salud y Vida
Wellness

Estudio demuestra que santiaguinos son los con peor calidad de sueño

paralisis-del-sueno

Este viernes 17 de marzo se conmemora el Día Mundial del Sueño, momento en que reflexionamos sobre cómo duermen los chilenos. Un estudio publicado en el ‘Journal of Clinical Sleep Medicine’, realizado en cuatro capitales latinoamericanas, posicionó a los santiaguinos como los con peor calidad de sueño.

Así, las cifras indican que un 41,6% de los capitalinos sufre insomnio, y que éste afecta en más de un 50% a las mujeres. Por su parte, un 23,7% usa sedantes para dormir, muy por encima del resto de las capitales estudiadas.
El neurólogo especialista en trastornos de sueño de Clínica Somno, Pablo Guzmán explicó estas cifras: “Es un hecho que el estilo de vida en nuestra capital ha ido aumentando los trastornos del sueño. El exceso de luz, de contacto con pantallas, computadores y celulares a toda hora, además de un acelerado ritmo de vida, está afectando gravemente el dormir de los chilenos. Se estima que los seres humanos actualmente duermen 2 horas menos que hace 100 años”, explicó Guzmán.

El estudio realizado sobre una muestra de 1.179 santiaguinos indicó además que los chilenos somos los más roncadores, con un 66,4%, y los con mayor somnolencia durante el día con un 22,7%, cifras que aumentan entre los jóvenes con obesidad.

El estudio también entrega por separado las cifras entre hombres y mujeres, indicando que ellas sufren mayor porcentaje de insomnio y toman más fármacos para conciliar el sueño con un 50,1% y un 31,3% respectivamente, en comparación a los hombres donde un 28% padece insomnio y sólo un 11,6% usa sedantes. Además las mujeres son las que sufren de mayor somnolencia durante el día con un 23,4%, mientras que los hombres tienen un 21,6%.

Según la Encuesta Nacional de Salud realizada por el Minsal durante el 2009-2010, un 63.2% de la población sospechan de un trastorno del sueño: “Dentro de los trastornos más frecuentes están los respiratorios (ronquidos y apneas), que afectan a cerca del 30% de la población. Son los más graves porque pueden producir infartos cardiacos y cerebrales. Es posible diagnosticarlos porque el paciente presenta somnolencia de día, falta de memoria, mala concentración, etc. Todos aquellos roncadores que se ahoguen por las noches debiesen prevenir consultando con un especialista” agregó el neurólogo Pablo Guzmán.

La buena noticia es que los trastornos del sueño pueden tener solución y en la gran mayoría de los casos que son tratados: “Lo clave es que las personas entiendan el concepto de higiene de sueño, que es cuidar todos los factores que podrían provocar un mal dormir: Sacar las pantallas de las piezas, comer liviano y dos horas antes de acostarse, evitar los líquidos nocturnos, usar el dormitorio para dormir y la actividad sexual, entre otras” indicó el especialista de Clínica Somno.

Comments

comments